BONUS Haz que suceda

Esta entrada tiene 6 comentarios

  1. Silvia Castelo Bouza

    Hola Fer! Estoy deseando acceder al webinario, qué pena no poder participar! Una pregunta respecto al horario de entrenamiento. Cualquier hora es buena? O siempre es mejor entrenar en un intervalo de tiempo determinado?
    Por mi profesión, sé que en los niños existe una curva (“curva de Emil Kraepelin”) que nos viene decir que existe un periodo de máximo rendimiento y que este va en descenso a lo largo de la jornada.
    Existe algo similar en la educación canina? Daría igual elegir una hora que otra para el entreno? Mejor entrenar todos los días a la misma hora para crear la rutina?…

    1. fernandopef

      ¡Bien! Ya está subido en la lección «Empieza por aquí». Y gracias por tu pregunta, es buenísima. Sí, lo ideal es saber cuál es la hora feliz para nuestros perros, esa en la que están más activos. Normalmente suele ser a primera hora de la mañana y a última de la tarde, pero cada perro es diferente. En esas horas, mejor hacer juego y entrenos más de pensar o para los que se necesita un nivel de emoción más alto. Luego reservar las horas más tranquilas para otro tipo de entrenos, más de olfato, paseos y menos exigencia física.

      Así que no da igual una hora que otra, habrá que ir analizando a nuestros perros y luego decidir cómo encajar los entrenos.

      Verás que habrá una lección exclusiva para planificar bien los entrenos, y eso pasa sobre todo por compaginar nuestra vida laboral, familiar y personal. Más que buscar una misma hora, lo ideal es planificarse con antelación, cada semana, para no dejar los entrenamientos al azar.

    2. Marta Salgado de Capua

      Por mi trabajo no puedo establecer una rutina diaria, hay semanas completas que estoy de mañana, otras de tarde, otras mixto… Siempre tengo mi tiempo para estar con los perros y para entrenar pero no conocemos la palabra rutina. Ninguna semana es igual que otra. ¿Hay algún problema con eso?

      1. fernandopef

        Bueno, lo que pasa es que tú tienes tu propia rutina, de eso se trata. No todas las semanas tienen porque ser iguales. La cuestión es planificarse con antelación. Por ejemplo, si trabajas de mañana, pero estructuras el entrenamiento con tus perros por las tardes en torno a eso. Si vas a trabajar por las tardes, pues lo mismo. Es decir, haces tu rutina dentro de tu propia rutina; eso no deja de ser también un tipo de rutina. Ningún problema con eso. A veces nos tocará romper la rutina y es lo que hay, los perros también deben acostumbrarse a la rutina de salir de la rutina. Pero la idea siempre es la misma, intentar planificarse en papel, saber qué vamos a hacer y cuándo, para luego cumplirlo.

  2. Irene (Voldy y Mina)

    Buenas Fer! Una pregunta respecto a los horarios y tal. Es bueno tener una rutina «rígida» con nuestros perretes (a las 8 paseo, a las 9 entreno, a las 10 desayuno, etc…) O es mejor ir cambiándoles las horas? O es indiferente? Hoy es el primer día que no he entrenado a medio día por que teníamos webinar, y los he notado un poco ansiosos al no seguir la rutina. Quizá debería cambiar las horas de entreno y ser menos predecible?

    1. fernandopef

      Buena pregunta… Como norma general, las rutinas van bien. Le ayudan al perro a predecir y a tener un día a día más estable y con menos estrés, así que mi consejo sí sería planificar al detalle cada día de la semana (horas de inicio y finalización incluidas). Pero el perro también tiene que aprender a «soportar» la que yo llamo «rutina de la desrutina». Es decir, que la rutina normal se rompe, aparece otra y no pasa nada. Así que yo buscaría un equilibrio: rutina al 60%, fuera de la rutina al 30% y 10% tiempo libre. Un día a la semana en el que se rompa por completo la rutina, por ejemplo el domingo no entrenar y dejarlo para la calma y menos interacción con el perro. En fin, en principio mejor siempre una rutina clara pero sin ser demasiado cuadriculados.

Deja una respuesta