Vídeo 5: Reglas de juego

Esta entrada tiene 2 comentarios

  1. Carolina y Jordi

    Hola fer,
    Tengo una pregunta. Estamos practicando las mecánicas y también el juego adoro mi transporting.
    Tanto Luke como Marvel, no se sientan al escuchar el ruido de la puerta. Están tumbados. Al no ser jaula, solo tengo unos huecos a los lados para darles premios desde fuera e intentar que se sienten, pero o giran muchísimo el cuello para cogerlos (y eso que intento ponerlo a una distancia que se tengan que mover y sentar) o cuando meto la mano dentro y voy al fondo, intento dar el premio en alto para sentar y luke hace un sentado un poco feo.
    De que manera podemos condicionar que se sienten al escuchar el ruido de abrir la puerta?
    Gracias!

    1. fernandopef

      ¡Hola equipo! Bien, partamos de la base que el sentado es mucho mejor que el tumbado, porque este último hace que el perro esté demasiado cerca de la puerta y es una posición menos estable. No digo que el tumbado esté mal, pero mucho mejor el sentado. Entonces puede pasar que a veces no somos lo suficientemente cuidadosos con los criterios y en algún momento premiamos un tumbado y luego cuesta más. Entonces os propongo lo siguiente: echar la mano a la puerta y esperar un máximo de 2 minutos. Si a ellos no les llega el refuerzo en ese tiempo, es probable que intenten algún comportamiento diferente como el sentarse si están tumbados. Una vez se sientan, abrir al momento y volver a las mecánicas iniciales de premiar en la parte trasera y volver a cerrar. Una vez ellos se han sentado, aprovechad para hacer varias repeticiones, que ellos entiendan claramente que la puerta solo si abre si se sientan. Otro consejo es repetir las sesiones desde el inicio, pero esta vez esperando siempre por la decisión de sentarse antes de abrir para premiar. Si ahora están en ese punto, yo dejaría de guiar con un premio para intentar que se sienten, porque luego tardarán más en asociar la cadena de mano en puerta – sentarse – abres y premio. Otra idea es reforzar mucho la posición de sentado pero fuera del programa. Solo premiar y reforzar el que ellos se sienten rápido en el día a día; y luego cuando ya vayáis a entrenar, que ellos no estén en plan muy pasivo al inicio, como descansando, sino activarlos un poco, con unas pequeñas ganas de salir del transportín porque saben que va a pasar algo bueno fuera. Esto puede funcionar mejor en momentos concretos del día: si llevan un tiempo en el transportín y les vais a abrir para ir a pasear, si van a bajarse del coche… ¿me explico? Aprovechar esos momentos para premiar el sentado rápido. Estar preparados porque sabemos que nuestro perro va a acertar con un sentado rápido y reforzarlo.

Deja una respuesta